Como curar el dolor de garganta sin fiebre

El dolor de garganta puede ser explicado como una sensación dolorosa, seca o áspera en la zona de la garganta. Mientras que el dolor de garganta sin fiebre suele ser algo poco usual, esto considerando que el dolor de garganta suele ser solo el síntoma de un resfriado, a pesar de lo anterior, hay casos en donde esta molestia que puede ser en realidad algo aislado, puede ser controlada en el hogar.

El dolor en la garganta se considera como uno de los síntomas más comunes vinculado a otras enfermedades. Las estadísticas nos dicen que en países como los Estados Unidos, esta molestia representa cerca de 13 millones de visitas a oficinas médicas cada año.

La mayoría de los dolores de garganta son causados producto de infecciones, o por factores ambientales como el verse expuesto a un aire seco. Aunque un dolor de garganta puede ser algo incómodo, usualmente es una molestia que suele desaparecer por sí sola.

Las gargantas que presentan dolores se dividen en varios tipos, en donde todo se encuentra basado en la parte de la garganta que está afectando.

La faringitis afecta el área justo detrás de nuestra boca.
La amigdalitis es una hinchazón y enrojecimiento de las amígdalas, aquel tejido blando que se ubica en la parte posterior de nuestra boca.
La laringitis es la forma en cómo se agrupa la hinchazón y enrojecimiento de la caja de voz o laringe.

dolor de garganta sin fiebre

dolor de garganta sin fiebre

Dolor de garganta sin fiebre curada en casa

Sobre como aliviar el dolor de garganta en casa, esto es algo que cualquiera puede hacer, es más, todos tienen una alta posibilidad de controlar el problema en el hogar. La principal recomendación para tratar un dolor de garganta es el descansar mucho, esto se recomienda para dar a nuestro sistema inmunológico la oportunidad de combatir la infección.

Potro otro lado, como una especie de complemento a nuestro sistema inmune, para aliviar el dolor de una garganta adolorida se recomienda el hacer cosas simples.

Dolor de garganta sin fiebre curado con gárgaras con agua salada: El hacer gárgaras con una mezcla de agua tibia y entre media a una cucharadita de sal el remedio más sencillo para tratar un dolor de garganta. Por cierto, este tratamiento casero también puede ser utilizado para controlar el dolor de muelas. Esto es efectivo gracias a que el agua salada logra extraer el exceso de líquido en la zona, al tener un exceso de líquido, se suele generar una hinchazón, lo que puede estar generar el dolor y las molestias. Por otro lado, este es un tratamiento efectivo para evitar que las bacterias se propaguen.

Otra de las recomendaciones sencillas es el consumir líquidos calientes, algo que se recomienda principalmente para relajar la garganta. Una bebida ideal para controlar el dolor de garganta es un té caliente con miel, caldo de sopa o agua tibia con limón. Los tés herbarios son especialmente calmantes cuando se tiene un dolor de garganta.

Otro de los cuidados preventivos es el mantener al mínimo el uso de nuestra voz, al menos esto hasta que nuestra garganta se sienta mejor.

Leave a Comment